21.7 C
Santa Cruz de la Sierra
sábado, febrero 4, 2023

Bolivia tiene de ‘adorno’ al mejor polígono de Sudamérica

Cuando en 2018 se hizo la entrega del polígono construido en la Escuela Militar de Sargentos del Ejército (EMSE), en Tarata (Cochabamba), para que sea utilizado para los Juegos Suramericanos de ese mismo año se afirmó que era el mejor de Sudamérica y que los tiradores bolivianos iban a disfrutar y a subir  de nivel a pasos agigantados.

También se dijo que la tecnología utilizada en los tres polígonos de tiro al blanco, tenían máquinas Bunkers con pistola láser y tres fosas para tiro al vuelo, con lanzadores automáticos, lo mismo que se iba a estrenar en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. La inversión rondaba los Bs 9.000.000, y hasta ahí todo eran buenas noticias para este deporte.

Pasaron los Sudamericanos de 2018, y el convenio que firmaron la Federación Boliviana de Tiro Deportivo con el Gobierno para que lo ocupen los civiles se fue diluyendo hasta que actualmente sea prácticamente un delito competir en el mismo, pues ello es exclusividad del ejército.

Por este motivo, grandes figuras del tiro deportivo nacional y cruceño, Rudolf Knijnenburg, Juan Carlos Pérez y César Menacho, se han desanimado, pues para entrenarse deben utilizar los equipos manuales y luego volver a las máquinas electrónicas cuando compiten fuera del país. Esa traba originó que los tres decidieran no participar en los Juegos Suramericanos 2022, donde tenían posibilidades de traer medallas para el país.

Una solución

Entre las soluciones más factibles y que propone el presidente de la Federación Boliviana de Tiro Deportivo, Hamude Bazbazat, es que sea declarado un polígono civil.  “Había un convenio con el Ministerio de Deportes para utilizarlo, pero nunca nos dieron la copia del mismo. Luego nos enteramos que hace dos años y medio fue cedido al ejército”, manifiesta Bazbazat.

Agrega que si se llevan a cabo nacionales en el lugar se genera un problema para ellos, pues en el último campeonato realizado en Tarata, le quitaron las licencias para portar armas de competencia a los tiradores, ocasionando que no puedan volver a sus departamentos con los equipos que utilizan.

“En resumen, las instalaciones de lujo que tenemos no la podemos ocupar ni para los entrenamientos. Por ello los integrantes de la selección boliviana de tiro para los Suramericanos han tenido que prepararse en sus respectivos departamentos”, manifiesta.

Otro perjuicio

En 2020, el polígono de Tarata fue designado para un campeonato Sudamericano, pero como no había la posibilidad que se realice en esas instalaciones, la Federación pidió que se otorgue la competencia a otro país. “Teníamos que ser sede, pero no se pudo por este inconveniente”, afirma el máximo dirigente del tiro deportivo boliviano.

El presidente de la Asociación Departamental de Tiro Deportivo, Óscar Subirana, también se mostró apenado por todo lo que está sucediendo con los deportistas de tiro debido a la falta de un polígono con última tecnología como el de Tarata. “Los perjudicados son los tiradores y esta disciplina deportiva”, afirma.

“No se qué interés tiene el ejército en las instalaciones, pues los equipos que hay allí son para el tiro olímpico y a ellos no les sirve”, asegura Bazbazat.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Newspaper WordPress Theme

ÚLTIMAS NOTICIAS

Más Noticias